WhatsApp de Publicidad
Seguinos

Resumen

Crimen del hincha: qué pasó el día después

El lunes post barbarie dejó la visita del titular del APREVIDE, un pedido concreto del ministro Berni, una autopsia que ayudó a medias a la investigación y dos detenidos que se negaron a declarar.

Los vecinos de Villa Mitre arrancaron el día aún con los ecos de una noche que inició de manera salvaje, y que dejó como saldo la muerte de Sergio Emanuel Castillo, además de muchos destrozos.

“Esto fue el aquelarre, una locura a la que estamos acostumbrados. Esto no lo va a solucionar nadie” comentó temprano “Bocha” Finucci, un comerciante del sector que tuvo daños en la puerta de acceso a su local.

El Ministro de Seguridad provincial Sergio Berni, no dudó en solicitar sanciones severas; al tiempo que el titular de la Agencia de Prevención de la Violencia en el Deporte (APREVIDE), Juan Manuel Lugones, arribó a la ciudad en las primeras horas, para llevar adelante varias reuniones.

En sintonía con lo dicho más temprano por Berni, Lugones aseguró en rueda de prensa que “pediremos una sanción ejemplar para ambos clubes”.

En el plano local, el secretario de Gobierno, Adrián Jouglard apuntó directamente contra el operativo policial, refiriendo que “hubiera sido importante que la Policía cortara el tránsito de la gente de Olimpo a la altura de Parchappe y Falucho que hubiese evitado todos estos desmanes. Por redes sociales se preveía que mucha gente iba a venir caminando hasta llegar a Garibaldi. Nosotros no hicimos la inteligencia, pero ahora al observar las publicaciones esto se anunciaba. Esta hubiese sido la mejor medida en materia de prevención”.

En contrapartida el comisario Claudio Petrizan, a cargo de la Policía Distrital, aseguró que “no teníamos conocimiento por redes sociales que este ataque a la sede iba a ocurrir. Se hizo un operativo cerrojo, se procedió a la aprehensión de 33 personas, de los cuales 11 eran menores y una femenina. Muchos están filmados en la corrida, cuando iban rompiendo todo a su paso” 

Sobre el mediodía la autopsia al cuerpo de Castillo reveló que “presenta una herida de proyectil de arma de fuego en la región de la clavícula derecha, cuyo recorrido perforó vasos del cuello y tráquea, con dirección a la axila con orificio de salida en la cara posterior externa del brazo izquierdo”, aunque no pudo determinarse el calibre de la bala que le costó la vida.

Por último, en el plano de la justicia, Germán Vargas y Gastón García, imputado por tenencia de arma de guerra, prefirieron no hablar ante el fiscal de Flagrancia Eduardo Quiroz. Este martes podrán hacerlo el resto de los detenidos.


Lo más leído