WhatsApp de Publicidad
Seguinos

economía

La rebaja del impuesto a las Ganancias en los salarios será "poco a poco"

Lo reconoció el presidente electo, Alberto Fernández. Y argumentó
que el déficit fiscal es "muy alto". La promesa a los jubilados.

Surgen las primeras definiciones del gobierno de Alberto Fernández.

En varias entrevistas a distintos medios el presidente electo Alberto Fernández fue dejando nuevas definiciones económicas, algunas vinculadas a promesas durante la campaña electoral.

Por ejemplo, si bien ratificó que considera razonable que los asalariados no tributen el impuesto a las Ganancias, explicó que debido al alto déficit fiscal habrá que ir “poco a poco” eximiendo a quienes viven de un sueldo como sujetos de ese gravamen.

“Lo que es razonable es que alguien que vive de un sueldo no pague Ganancias. Pero también es razonable que un país no tenga seis puntos de déficit fiscal. Todo es razonable. Hay que ir viendo cómo se van compatibilizando poco a poco las cosas”, aseguró.

Insistió en que “el impuesto a las Ganancias se llamaba impuesto a las rentas. Y el que vive de un sueldo no vive de las rentas de su trabajo. Hay que ir poco a poco sacándolos como sujetos de imposición del impuesto y corrigiendo poco a poco el déficit”.

Mientras, consideró que los sectores medios que se ven castigados por la economía actual son “básicamente los comerciantes y algunas pequeñas y medianas empresas”.

Sin embargo, el mandatario electo aseguró que “cuando la economía se empiece a mover, todos van a verse beneficiados, y hay que trabajar en ese sentido”. Y dejó una definición tajante: “Hay que hacer una clase media más poderosa en Argentina”.

Remedios gratis y deudas por créditos

Por otra parte, Alberto Fernández ratificó otra de las promesas de campaña: los medicamentos serán totalmente gratuitos para los jubilados a partir del
próximo gobierno, aunque esta vez no tocó el tema de las Lebacs.

El mandatario electo también dijo que encarará una “solución” para familias endeudadas con créditos hipotecarios actualizados por la Unidad de Valor Adquisitivo (UVA).

Sin embargo, aclaró que “nada hay más urgente que la pobreza y el hambre”, problemas a los que ubicó un escalón por encima de resolver los
vencimientos de deuda, en la lista de prioridades de su futura gestión.

Afirmó, en ese sentido, que “todo lo que hagamos tiene que ser para terminar con la pobreza y el hambre. Después hay urgencias de otro tipo: la
deuda, la Justicia, la educación. Devolver la ciencia y la tecnología al lugar que corresponde”.

Sobre los créditos UVA, que afectan a miles de familias ya que se actualizan por costo de vida y registraron una fuerte suba de cuotas como consecuencia de la inflación y las sucesivas devaluaciones, expresó que “ese es un problema, pero ya lo vivimos. Cuando llegamos al Gobierno en 2003 había 4.000 campos hipotecados a punto de ser ejecutados por deudas impagas y lo resolvimos”.

“Con la misma lógica vamos a tener que resolverlas. Daniel Lipovetzky (diputado del PRO) tenía un proyecto de ley sobre alquileres y otro para deudores de UVA, así que le pedí que lo rescatemos para ver qué solución podemos encontrar por esa vía”, adelantó.

“(Mauricio) Macri me ha metido en el túnel del tiempo y después de dar vueltas por el espiral terminé cayendo en los años de Néstor. Aunque sin Néstor, pero con Cristina. Vivo un déjà vu. Esto será como volver al futuro, las situaciones son muy parecidas. Muchos me dicen que el contexto internacional nos perjudica. Pero no estoy muy seguro de eso y hasta creo todo lo contrario”, dijo Fernández.

Presupuesto 2020

También sostuvo que “hay que hacer un Presupuesto de verdad porque el que envió el gobierno es una gran mentira”.

El Ejecutivo de Macri envió el proyecto al Parlamento a mediados de septiembre pasado, pero los legisladores aún no lo han tratado y Fernández, que asumirá la Presidencia el próximo 10 de diciembre, analiza convocar a sesiones extraordinarias del Congreso para tratar éste y otros proyectos.

Según el electo mandatario, la iniciativa presupuestaria elaborada por el Gobierno de Macri “habla de otro país”.

Fuente: El Día.


Lo más leído