WhatsApp de Publicidad
Seguinos

se dijo en la brújula 24

Dura crítica al odontólogo que vendía barbijos: "Su actitud es execrable"

Jorge Maurer, del Colegio de Odontólogos, apuntó contra Sergio Emanuel Baldoni, el profesional que los ofrecía por Facebook. Será sancionado.

Santiago Emanuel Baldoni será sancionado por vender barbijos por Facebook.

El Vicepresidente del Consejo Superior del Colegio de Odontólogos, en representación del Distrito X que involucra al partido de Bahía Blanca, Jorge Maurer, disparó con munición gruesa en LA BRÚJULA 24 contra su colega Santiago Emanuel Baldoni, quien quedó en evidencia en un artículo de la sección Bahía Indiscreta vendiendo barbijos en plena pandemia de Coronavirus.

"La actitud es execrable. Esto es un cuerpo colegiado, funciona con una denuncia que se eleva al Tribunal Disciplinario, se le informa a Región Sanitaria. Se sustanciará en un trámite que puede terminar en una sanción disciplinaria. Es una actitud para nada solidaria", consideró Maurer, en el inicio de su charla con el periodista Germán Sasso.

Y enfatizó: "A Baldoni lo conozco porque el Colegio de Odontólogos de la Provincia regula el ejercicio de la matrícula y gobierna sobre el matriculado. Lo conozco por propaganda indebida e incumbencias que no corresponden a la actividad odontológica".

La atención en tiempos de pandemia

Una de las máximas autoridades que regula la actividad a nivel seccional aclaró el protocolo de actuación de los odontólogos frente al peligroso avance del Coronavirus en todo el territorio nacional.

"Hay que ser muy cuidadosos y tener extrema solidaridad. Quienes transitamos los claustros universitarios tenemos la obligación de llevar tranquilidad a los colegas y a la población en general", destacó.

Y fue más explícito: "La gran urgencia hoy es una hemorragia, un tema oncológico que pueda haberse complicado, un flemón, un traumatismo máxilo-facial o el dolor muy agudo de muela. No es urgente si a alguien se le cae una corona o si a un nene le pincha la ortodoncia. El virus está en saliva y sangre, por eso no hay lugar más seguro que un hospital público".


Lo más leído