WhatsApp de Publicidad
Seguinos

el chico de la carta

"Estudiar me permitió abrir una puerta para cambiar mi realidad"

Christian Amarilla emocionó a todos con el posteo que se hizo viral luego de graduarse en la UNS. Y contó qué siente al tener su primer trabajo.

Christian Amarilla dejó atrás una etapa y hoy ve la vida desde otra perspectiva.

En tiempos donde la sociedad relaciona a la pobreza extrema y la falta de oportunidades con la delincuencia o la marginalidad, existen ejemplos como el de Christian Amarilla, el joven que tuvo una dura infancia, repleta de privaciones y momentos donde su vida parecía no tener sentido porque pese al esfuerzo de sus padres, comer se había transformado en un lujo, y sufrir bullying "por tener la piel más oscura que el resto" --tal como escribió en el posteo que se hizo viral-- era también parte del día a día.

La redacción de La Brújula 24 conversó con él, luego de que trascendiera que, después de graduarse de Licenciado en Química en la Universidad Nacional del Sur, surgiría su primera oportunidad de insertarse en el mercado laboral, algo que esperó desde el primer día que se sentó en un banco de la casa de altos estudios de la ciudad, establecimiento público en el que transitó un camino que terminó con su graduación meses atrás.

"Después de tanto buscar, llegó el llamado y la posibilidad que me da la compañía Mega. Fue la empresa que me permitió estudiar. Me becó desde el primer año. Estoy feliz porque mi función es la de analista junior de laboratorio. Es un trabajo hermoso, para el que me formé, desarrollando la disciplina que tanto me gusta", contó orgulloso "Pachu", un simpático bahiense que se ganó el cariño de cientos de miles de personas, quienes lo conocieron después de la emotiva publicación en sus redes sociales.

Consultado respecto al cambio que experimentó su rutina a partir de su trascendencia nacional, incluso llegando al programa "Quién Quiere Ser Millonario" que conduce Santiago Del Moro, expresó: "Soy muy consciente de que a partir de que se viralizara y mediatizara mi historia de vida, los llamados para ofrecerme un empleo se multiplicaron. Sirvió para eso básicamente, algo que no busqué porque cuando escribí aquel mensaje en Facebook, no lo hice con esa intención".

Soy la bolsa de pan con mermelada que me daban las porteras al terminar la escuela para que me lleve a mi casa. Soy el...

Posted by Christian Amarilla on Monday, May 20, 2019

"La primera persona que se enteró de que estaba muy cerca de tener un empleo y que me ayudó mucho en todo el proceso de entrevistas fue una amiga, a la cual estoy muy agradecido. Recibí la noticia de que me habían contratado y sentí una sensación de paz, porque me costó mucho llegar a recibirme, que era un paso más de mi sueño y la puerta para poder cambiar mi realidad", enfatizó el whitense que el 31 de octubre cumplirá 27 años.

Y amplió aún más sus sensaciones: "Esto lo comparo con llegar a la cima de una montaña. Si bien nunca escalé, mirar para atrás desde lo alto y ver los golpes que se sufren en el camino creo que es una buena forma de explicar lo que fue este proceso en mi vida. La segunda persona que se enteró fue mi mamá, cuando aún no era concreta la chance de entrar en la compañía, pero necesitaba contárselo, a sabiendas de que no había nada asegurado y que tenía que comunicarlo con mucho cuidado".

"A los chicos que hoy viven una infancia dura, les diría que entiendo lo que sienten y que seguramente les va a tocar crecer rápidamente en muchos aspectos. Pero también les recomiendo que traten de transformar la injusticia de no poder disfrutar la niñez como se merecen y nutrirse de sueños que pueden parecer locos. Cuando crezcan y vean algo de todo eso que anhelaban y que parecía imposible, sabrán valorarlo como nadie y gracias a las enseñanzas que les dejó la vida, estarán preparados para lo que venga", finalizó Amarilla.

Lo más leído