WhatsApp de Publicidad
Seguinos

TRAS LA MUERTE DE UNA NENA

El peligro de los desafíos virales: a qué deben estar atentos los adultos

El trágico caso ocurrido en Santa Fe encendió las alarmas por el acceso que los menores tienen a las redes sociales.

El video circuló hace algunos años: una nena de no más de tres años caminaba por un shopping, se encontraba con una publicidad, se acercaba y con el dedo índice intentaba pasar la imagen deslizando hacia la izquierda. El dedo iba solo, guiado por la pura intuición de lo táctil. Una década más tarde ese video ya no sorprende como antes. La escena se fue repitiendo hasta el cansancio y que los chicos sepan manipular tablets y celulares no es una novedad.

Sin embargo, esos niños fueron creciendo, al igual que sus horas de consumo, y se abrió una nueva serie de desafíos a combatir entre los padres, escuelas e instituciones de recreación. Las recomendaciones cobran una mayor relevancia por estas horas, ya que esta semana una niña fue hallada sin vida en la provincia de Santa Fe, luego de realizar un “desafío viral” en la red social de videos TikTok.

Qué son los desafíos virales de TikTok

Desde el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos explican que los desafíos virales son “una invitación a hacer algo extremo, arriesgado o doloroso, en la mayoría de las veces sin sentido”.

En este contexto, aseguran que estas propuestas son planteadas por influencers, famosos o youtubers, y que cada persona comparte en las redes sociales una foto o video con el desafío cumplido.

Tips y consejos para cuidar a los menores

El presidente de la ONG Si nos reímos, nos reímos todxs, Arístides Álvarez, explicó que los retos virales son un tipo de ciberacoso. El especialista aportó una serie de tips y consejos para que los padres, madres, tutores, docentes y referentes de menores puedan colaborar en el cuidado del consumo de redes sociales.

Por ejemplo, establecer una comunicación abierta con los niños y adolescentes de manera clara y directa desde el rol que nos toque, sea familiar o docente.

“No debemos hacernos los amigos. Los amigos no ponen límites, son condescendientes. Y los chicos tienen que entender que los límites son necesarios. El diálogo no tiene que ser autoritario. No tiene que haber una prohibición. Eso va a ser peor y van a terminar usando más tiempo las redes sociales”, indicó.

También sugirió: “No darles un celular propio de forma prematura. Las sociedades de pediatría de todo el mundo recomiendan hacerlo recién a los 12 años. Además de por el contenido, porque produce en la adicción y la quita del sueño. Los adultos tenemos que conocer las aplicaciones que utilizan los chicos. Hay que saber qué es TikTok e investigarlo, bajarle a los chicos lo que pasa. Comunicarle la información que circula en los diarios y noticieros sobre el tema. En función de los medios, estaría bueno que los influencers colaboren con estas campañas. Porque los chicos son muy seguidores de esos contenidos”.

Fuente: Página 12

Lo más leído