WhatsApp de Publicidad
Seguinos

Había asegurado que era una herida de bala

Peritaje determinó que el ladrón herido en los testículos se lastimó solo

“Ramón Darío Leguizamón sufrió una herida desgarrante en el escroto y escoriaciones en el abdomen con un elemento cortante”, afirmó el médico de la policía.

Ramón Darío Leguizamón (26), el delincuente que fue descubierto esta mañana adentro del patio de una vivienda en Ingeniero White con una herida cortante en sus testículos se lesionó “con un elemento corto punzante”, según establecieron las pericias realizadas en las últimas horas.

“Luego de haber sido examinado por el médico de la policía, se corroboró que Leguizamón tiene una herida desgarrante en el escroto, escoriaciones en el abdomen y que la herida en la zona de los genitales se la produjo con algún elemento corto punzante. El carácter de las lesiones es leve, salvo complicaciones”, menciona el parte emitido hace instantes por el titular de la comisaría Tercera, Hernán Taccari.

De esta manera, queda descartada la hipótesis que él mismo había manifestado esta mañana, cuando refirió que lo que le había sucedido no había sido un accidente, si no que le habían “pegado un tiro”.

“En el interior del patio vimos fierros, chapas y alambres. No sabemos si se enganchó con eso”, había mencionado esta mañana en propio Taccari, en diálogo con el programa “Vive cada día”.

El hecho fue denunciado esta mañana por un vecino de White, quien halló a Leguizamón en el patio de su vivienda, ubicada en Daniel de Solier al 3900.

Leguizamón fue detenido por violación de domicilio, quedando a disposición de la Justicia. De todos modos, a raíz de los dolores y del sangrado, fue derivado rápidamente al Hospital Municipal para que le realicen las curaciones pertinentes.


Lo más leído