WhatsApp de Publicidad
Seguinos

Para la merienda

Tortas fritas: la receta infalible para que salgan crocantes y suaves a la vez

Nada dice “día de lluvia” en Argentina como el aroma inconfundible de unas tortas fritas recién hechas.

Esta tradición, que se remonta a la época Colonial, tiene su origen en una práctica curiosa: se dice que las mujeres aprovechaban las lluvias para recolectar el agua más pura y usarla en la cocina. Pero no te preocupes, hoy en día no necesitás esperar a que caigan las primeras gotas para disfrutar de esta delicia.

Las tortas fritas son la excusa perfecta para un antojo, sin importar el clima. Con unos pocos ingredientes y un toque de amor, podés llevar a tu mesa este clásico de nuestra cocina.


Ingredientes

  • 2 tazas de harina de trigo
  • 1 cucharadita de sal
  • 2 cucharaditas de polvo de hornear
  • 2 cucharadas de manteca (o margarina)
  • 3/4 de taza de agua tibia (aproximadamente)
  • Aceite para freír

Preparación

Preparar la masa:

  1. En un bol grande, mezclar la harina, la sal y el polvo de hornear.
  2. Agregar la manteca y mezclar con los dedos hasta obtener una textura similar a la arena.
  3. Incorporar el agua tibia de a poco, mientras amasar, hasta formar una masa suave y homogénea. Es posible que no necesités usar toda el agua, así que añadila gradualmente hasta lograr la consistencia deseada.
  4. Dejar reposar la masa
  5. Cubrir la masa con un paño limpio y déjala reposar durante unos 15-30 minutos.

Formar las tortas:

  1. Dividir la masa en porciones del tamaño de una pelota de golf.
  2. Con un rodillo, estirar cada porción hasta obtener un disco fino de unos 10-15 centímetros de diámetro y aproximadamente medio centímetro de espesor.

Freír las tortas:

  1. Calentar suficiente aceite en una sartén grande a fuego medio-alto.
  2. Cuando el aceite esté caliente (pero no humeante), colocar las tortas de a una en la sartén.
  3. Freír cada torta por ambos lados hasta que estén doradas y cocidas por dentro. Esto debería tomar unos 2-3 minutos por lado, dependiendo del grosor de las tortas y de la temperatura del aceite.

Escurrir y servir:

  1. Una vez que estén doradas, retirar las tortas fritas de la sartén y colocarlas sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.
  2. Servir las tortas fritas calientes, acompañadas de dulce de leche, miel, mermelada o lo que prefieras.

Con información de Ámbito Recetas

Lo más leído