WhatsApp de Publicidad
Seguinos

otro capítulo de la novela

Agua del Parque de Mayo: siguen las idas y vueltas

El municipio de Bahía Blanca salió a desmentir a la Autoridad del Agua que hace algunas horas emitió un comunicado en el que le ordena tanto a la comuna como al Club de Golf Palihue no poder extraer agua del arroyo Napostá, tal como consta en el escrito emanado por el área de Hidráulica bonaerense.

Al respecto, el titular de Espacios Públicos de la comuna, Pablo Bianco, sostuvo en LA BRÚJULA 24 que la situación se complejiza debido a que “la rectificación de la acequia que unía al Club y al Parque de Mayo permitió que nos encontremos con que al día siguiente no había agua”. 

“Entendimos que como bajaba la cota del lago y como trabaja por diferencias de altura, no cargaba. A la tarde tampoco cargó. Evidentemente no alcanza para alimentar el Parque y el propio Golf, evidentemente se había dejado de mantener y tal vez por eso se dejó de utilizar ese sistema”, enfatizó Bianco, en su charla con el periodista Germán Sasso.

Sobre la solución planteada, expuso que “serviría en la medida que el Club levante la cota y nos pueda proveer de agua en el lago. Dependemos del organismo que regula la situación. El Golf tiene varias opciones que deberá determinar junto con la Autoridad del Agua para determinar cuál es la mejor y que no baje el nivel del lago”.

“Según el comunicado bonaerense el Club no tiene autorización para tomar agua del Napostá. El presidente del Golf nos comunicó que tenía toda la documentación, pero nosotros no tenemos incumbencia para solicitarles los papeles. Entiendo que iniciaron un trámite pidiendo el permiso para la utilización del agua y supongo que el mismo no se terminó”, enfatizó en otro segmento de la entrevista radial.

Con respecto a la notificación recibida en las últimas horas, recalcó que “el comunicado dice que ni la Municipalidad ni el Club tienen autorización para sacar agua. No estamos sacando el líquido de ese curso natural, sino que la recibimos de una infraestructura artificial que la toma del Napostá, por eso no consideramos que necesitemos una autorización del ADA. Por eso contactamos al organismo a través de una carta, explicándole que no estamos fuera de la norma”.

“Queremos que intercedan para que garanticen el agua que el Parque de Mayo necesita para recuperar el equilibrio ecológico. La acequia se hizo en 1939, según consta en los registros. El sistema de carga a través de la laguna del Golf data de la década del 90. El ADA regula el curso de agua del Napostá, deberíamos pedir permiso si tuviéramos una bomba o sacaramos el líquido por gravedad”, finalizó Bianco.


Lo más leído