WhatsApp de Publicidad
Seguinos

se dijo en la brújula 24

“Un juez nunca puede olvidarse de la realidad”

Alejandro Fargosi, ex miembro del Consejo de la Magistratura, criticó el otorgamiento de arrestos domiciliarios.

El ex miembro del Consejo de la Magistratura entre 2010 y 2014, Alejandro Fargosi, se expresó esta mañana en LA BRÚJULA 24, respecto del debate que se generó sobre si los presos deben salir en libertad durante la época de cuarentena obligatoria.

“Esto se viene gestando desde hace muchos años”, rompió el hielo Fargosi en la entrevista que le realizó el periodista Germán Sasso, al tiempo que indicó: “Un juez no puede olvidarse de la realidad”.

Y fue aún más allá: “Toda la doctrina de Zaffaroni metió en la cabeza de alumnos de derecho que luego fueron abogados y hoy son jueces que el delincuente es una víctima de la sociedad. Surge esta utilización de la pandemia como un argumento para liberar presos, pretendiendo generar caos. Esto no lo empezaron solo los jueces, es mentira que los funcionarios políticos no estén vinculados a la decisión”.

“Pareciera que no tuvieran hijos o padres. La culpa siempre es de la víctima, es un disparate que está muy lejos de lo que la gente cree y de la verdad. Lo de ayer es una maravilla porque se está demostrando a nivel jurídico que las redes sirven para mostrar lo que la población quiere. Los políticos son un mediomundo de votos, meten en la bolsa lo que sea, presos, santos y apenas empiezan a percibir cuando no hay votos, cambian”, destacó el abogado en otro segmento de la entrevista radial.

En esa misma dirección, Fargosi resaltó que “a los jueces enojados hay que decirles que si sienten ese malestar, solo pueden ser abogados. A ellos no les debería importar nada lo que piensa el gobierno. Hay magistrados que se la bancan pero la mayoría son indignos. No tienen derecho a tener miedo ni siquiera por un hijo. Tienen todas las garantías y los privilegios indebidos. El juez es como un soldado”.

“Estoy cansado de librar batallas individuales, es una barbaridad lo que hizo Casación. Los jueces no se dividen por escalones de mando, cada uno es independiente de criterio. La jurisprudencia del superior no obliga a la decisión del inferior. En el pensamiento diferente se construye la seguridad jurídica, la libertad y los progresos. Si todos se alinearan con lo que dice el jefe, imagínense lo que sería el mundo”, añadió.

Y con relación a cómo se debería actuar en este escenario, teorizó que “lo que hay que preservar es la seguridad de la gente, tal como dice la Constitución y que los detenidos no dañen a la sociedad. El daño de la pandemia es opinable desde cómo se encara la cuarentena. Por qué no aíslan a los presos en el mismo penal, si no hay lugar por qué no ponen carpas en lugares abiertos o ventilados, por qué no usan otros edificios públicos. ¿ Y qué hacemos con quienes viven hacinados en sus casas?”.

“Los que están presos violaron las leyes, por qué suponer que van a obedecer el decreto de necesidad y urgencia que les obliga a quedarse en sus casas. A todos los teóricos del abolicionismo no les importan las víctimas. Buena parte del sistema penal es un disparate. Hay una teoría que indica que todos nacemos buenos y no es así. En el mundo no se logra evitar la reincidencia, por bien que funcione el sistema en determinado país”, cerró Fargosi.

Lo más leído