WhatsApp de Publicidad
Seguinos

Cortocircuito interno

Sergio Berní criticó al gobierno y le respondieron: "parece un opositor"

El ministro de Seguridad bonaerense protagonizó un cortocircuito primero con su par de Nación, Sabina Frederic sobre el uso de las pistolas Taser. Luego le dijo al propio Presidente que "nadie es dueño de la verdad".

El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, le respondió a Alberto Fernández luego de que defendiera a la ministra Sabina Frederic y le pidiera que se "ocupe de la Provincia".

"Ningún cambio se logra desde el pensamiento único, sino teniendo diferentes miradas y escuchándonos. Nadie es dueño de la verdad absoluta", dijo Berni en declaraciones a radio La Red. "Cuanto más profunda sea la discusión, más nos acercaremos a la verdad", agregó.

Tras el cortocircuito entre Berni y la ministra nacional en torno al uso de las pistolas Taser y la legalización de la droga, el Presidente aseguró que Frederic "expresa exactamente" lo que el Gobierno nacional cree que hay que hacer y señaló que tiene su "aval y apoyo".

"Sería bueno que se ocupe de la provincia de Buenos Aires, que tiene muchos problemas para resolver básicamente. Sabina expresa exactamente lo que yo creo que hay que hacer en materia de seguridad. Cuenta con todo mi aval, con todo mi apoyo y estoy seguro de que está en la senda correcta y el resto son opiniones de alguien", dijo el Presidente.

Este lunes, el funcionario bonaerense redobló la apuesta y se refirió a las declaraciones del mandatario: "Las tomo con mucho respeto, porque es el Presidente y el representante de nuestro espacio político. Está muy bien que la ministra exprese lo que él piensa en materia de seguridad; ahora eso no significa que exprese lo que pensamos la mayoría de los bonaerenses".

"La Argentina tiene problemas muy graves que afrontar de cara al futuro y para solucionarlos tenemos que tener una mirada del disenso", remarcó Berni, quien aseguró que hace "muchísimo" que no habla con Fernández.

La pelea generó un evidente malestar puertas adentro de la Casa Rosada y también en el gobierno bonaerense.

Voceros de Fernández afirmaron que el malestar con Berni alcanza no sólo al gobernador Kiciloff, sino además a muchos intendentes bonaerenses, "que quieren verlo gestionar más que trajinar los programas de televisión". "Con Alberto no tienen buena relación. El siempre quiso ser ministro, Cristina no lo puso ahí y Alberto tampoco. Por eso hace estas cosas, que parecen más de un político opositor que de un ministro nuestro", agregaron, con evidente enojo, desde un despacho importante de la Casa Rosada.

La oposición de Frederic al uso de pistolas Taser, que Berni defiende, también fue refrendada por miembros de organizaciones de derechos humanos que llegaron a la Casa Rosada a reunirse con el Presidente. " Berni no debería estar en ningún gobierno popular, es un hombre de gatillo fácil, provocador, pedimos su remoción", afirmó José Schulman, referente de la Liga de Derechos del Hombre.


Lo más leído