WhatsApp de Publicidad
Seguinos

A 40 AÑOS DEL CONFLICTO BÉLICO

Prefecto y veterano de Malvinas diserta en Bahía: “El final nunca iba a ser feliz”

Osvaldo Aguirre dará una charla a en el Bahía Blanca Plaza Shopping a las 19. Esta tarde habló con La Brújula 24.

A 40 años de la gesta de Malvinas, se realizará hoy a las 19 una disertación a cargo del prefecto mayor y veterano de guerra Osvaldo Aguirre, en homenaje a la Prefectura Naval Argentina en su participación durante el conflicto bélico del Atlántico Sur. La actividad tendrá lugar en el SUM del Bahía Blanca Plaza Shopping. “De una manera u otra es interesante ‘malvinizar’ y que esto no termine acá para que esto nos permita llegar a la definitiva recuperación de las islas”, expresó en el inicio de la charla que Aguirre mantuvo con La Brújula 24 en el programa “Nunca es tarde”.

El prefecto mayor (RS) VGM Osvaldo Aguirre nació el 5 de agosto de 1955 en la localidad correntina de Levalle. Cuando finalizó sus estudios secundarios en Santa Lucía, decidió ingresar en la Escuela de Oficiales de la Prefectura Naval Argentina.

Actualmente se desempeña en la institución como retirado en servicio. Fue protagonista y testigo, con sólo 26 años, de las batallas que esta fuerza libró con éxito en el archipiélago austral.

La PNA destinó dos embarcaciones al área de conflicto: los guardacostas 82 “Islas Malvinas” y 83 “Río Iguazú”, que el 6 de abril iniciaron la navegación desde Buenos Aires, con escalas en Puerto Madryn y Puerto Deseado. El martes 13 de abril a la 01.30, arribaron a Puerto Argentino.

En estos momentos, el prefecto mayor Aguirre es licenciado en Relaciones Internacionales, recorre todos los puntos de la Argentina disertando su experiencia como veterano de guerra y es jefe del Departamento Veteranos de Guerra dependiente de la dirección de Personal de la Prefectura Naval Argentina.

“Como capitán de guardacostas combatí y nunca entendí el porqué”

“Yo volví de la guerra a los 26 años. La actividad de la Prefectura no estaba hecha para la guerra. Nosotros no aprendimos estrategias militares. Sí para salvaguardar la vida humana en el mar, para realizar rescates y demás. Como capitán de guardacostas combatí y nunca entendí el porqué. Luego de hacer la tesis me di cuenta que le estábamos haciendo la guerra a una de las grandes potencias del mundo y parte de la OTAN. Nunca podríamos haber llegado a un final feliz”, expresó.

Respecto de la impronta que se le pone a una guerra, dijo que “cuando uno combate lo hace en defensa de un amigo, de un camarada, cuerpo a cuerpo”.

Aguirre, quien estuvo treinta días como prisionero de las tropas inglesas, admitió que su concepto respecto del “enemigo” cambió diametralmente con el paso de los años, luego que un militar británico le reintegrara las pertenencias que le quitó mientras estuvo detenido.

“El respeto que nos tienen los ingleses es impresionante”, recalcó para mencionar: “Quienes conocemos la guerra, queremos la paz”.

Lo más leído