WhatsApp de Publicidad
Seguinos

se dijo en la brújula 24

El titular de ARBA apuntó contra los supermercados: “Hay preocupación por la falta de abastecimiento”

Cristian Girard apuntó a las grandes cadenas y dijo que “de esa manera se genera una especie de psicosis en los consumidores”.

Cristian Girard, titular de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires, conversó esta mañana con el periodista Germán Sasso, por La Brújula 24, y reconoció que fue detectado un incumplimiento –en parte– del plan Precios Cuidados impulsado por el Gobierno, en grandes cadenas de supermercados.

El funcionario provincial describió que esta semana se lanzó un operativo compuesto por equipos de fiscalización de ARBA, junto con el Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica, el cual se llevó adelante sobre hipermercados, mayoristas y minoristas -incluida Bahía- para detectar maniobras de evasión tributaria, verificar el traslado de mercaderías y controlar el cumplimiento del programa antes mencionado.

“Se trata de fiscalización y control impositivo. Estamos hablando de un sector muy concentrado, con jugadores muy grandes, y en ese camino vamos. Lo que hay que remarcar es que el programa es nacional, con lo cual la competencia sancionatoria le corresponde a Nación. Lo que estamos haciendo nosotros es relevar el cumplimiento e informar a la secretaría de Comercio”, expuso.

Y agregó: “Controlamos tres ejes: abastecimiento, señalización y precios. En cuando a los precios acordados es donde observamos un mejor nivel de cumplimiento. Pero con la señalética tenemos problemas. Cada supermercado puede elegir los productos de la canasta básica que ofrece y cuáles no, pero debería informar a sus clientes en la puerta, mediante carteles, los que sí van a encontrar en el comercio”.

Cristian Girard, titular de ARBA. (Foto de archivo)

“Por último, donde vemos con mayor preocupación la cuestión es con el abastecimiento, porque hay poco. Hay dificultades en ese sentido y los controles los estamos haciendo a la primera hora de la mañana, con lo cual no tiene que ver con que la gente arrase con esos productos. Es un problema porque no se abastece con un producto acordado con el Gobierno, pero además porque genera una especie de psicosis entre los consumidores y se enciende una especie de alarma. Uno ve la góndola vacía y se preocupa. Yo no se si lo hacen a propósito, para generar ansiedad en los consumidores. En un contexto de inflación, eligen una restricción de oferta”, aseveró Girard.

Luego, a modo de análisis, indicó que “hoy el objetivo central tiene que ser bajar la inflación para que los salarios puedan recuperar algo de poder adquisitivo. Eso no está ocurriendo, porque estamos con niveles altísimos, pero sobre los que hay que trabajar con responsabilidades compartidas. Esto no es solamente señalar con el dedo diciendo que es un problema del Estado, eso hace que no miremos a los que remarcan precios en la cadena de producción. No es que vamos a bajar la inflación solamente de esa manera, hay un problema macro-económico que es evidente, pero hay que discutir el esquema de ganadores y perdedores”.

“No puede ser que siempre haya un grupo de empresas que aumentan sus márgenes de rentabilidad en cualquier contexto, mientras que a la gente le alcanza cada vez menos su salario”, apuntó.

Lo más leído