WhatsApp de Publicidad
Seguinos

realidad que duele

Hace casi 40 años que tiene un negocio, pero se cansó de los robos y quiere cerrar

Lo contó la propietaria de un comercio ubicado en Tucumán al 1700. Ayer un delincuente armado amenazó y golpeó a su nieta. Además, ocasionó destrozos en el local. “Estaba sacado”, contó.

La delincuencia, se sabe, hace estragos. Y en apenas una hora, ayer a la tarde, eso se notó.

Un testimonio de ello es el de María Nilda Gavazza, dueña de un almacén ubicado en Tucumán al 1700, que recibió la indeseable visita de un ladrón.

Por una eventualidad, su nieta, de 24 años, estaba con ella para darle una mano. Primero por el simple hecho de ayudar a su abuela, pero además porque es docente y como no hay clases presenciales, tenía tiempo.

“Estamos trabajando con la puerta cerrada, porque hay poco movimiento. Mi nieta le abrió la puerta a un muchacho porque pensaba que era un cliente. Este tipo entró y enseguida la agarró de los pelos, le pegó una piña en la nuca, le mostró un revólver y empezó a romper todo. Pedía plata, estaba totalmente sacado”, comentó la damnificada a LA BRÚJULA 24.

Además, remarcó que hace 38 años que trabaja en el mismo lugar, tiempo en el que sufrió 21 asaltos. Por eso, cansada y angustiada, reconoció que está pensando en vender o directamente cerrar su negocio.

Otro robo en el sector

Con apenas algunos minutos de diferencia, un sujeto –también armado– irrumpió en un local de calle Avellaneda, a metros del colegio La Piedad, y se llevó el dinero de la recaudación.

Características similares: el dueño, a sabiendas de que el establecimiento educativo se hallaba cerrado, quiso quedarse una hora extra para ver si podía vender un poco más –es un polirrubro-. Pero en ese lapso, el amigo de lo ajeno aprovechó un descuido y lo asaltó.

“Acá hay un gimnasio y como estaba abierto quise quedarme un rato más”, explicó con bronca.

Cabe destacar que, por estas horas, y gracias a la descripción que aportaron los damnificados, la policía analiza las cámaras del sector. Presumen que podría tratarse del mismo malviviente que llevó adelante un raid delictivo.


Lo más leído