WhatsApp de Publicidad
Seguinos

escuchá el audio

"No me rompan las pelotas": el exabrupto de uno de los responsables del geriátrico trucho

Tras el insulto, Joel Toniolo --quien se desempeña como pastor en un templo-- cortó abruptamente la llamada.

Joel Toniolo es uno de los dueños del geriátrico no habilitado y clausurado a raíz de la muerte de una mujer por coronavirus y el contagio de otras seis abuelas en Avellaneda 775, lo que pone a Bahía Blanca en serio riesgo de transformarse en una ciudad donde la enfermedad es de circulación comunitaria.

LA BRÚJULA 24 se comunicó al aire en el programa radial con el interior de la residencia ilegal y logró conversar con Toniolo, quien de manera muy irrespetuosa y sin mediar explicación alguna, contestó tajantemente antes de cortar la comunicación.

El breve diálogo

-- Hola señor Toniolo, Germán Sasso es mi nombre, estamos en vivo ¿cómo le va?

-- No, gracias. No me rompan las pelotas.

Cabe mencionar que este sujeto, además de figurar ante la AFIP como jardinero y ser propietario de un hogar de abuelos trucho, se desempeña como pastor, informaron testimonios de personas que lo conocen.

Escuchá el audio

Lo más leído