WhatsApp de Publicidad
Seguinos

se dijo en la brújula 24

Hundimiento del crucero: “Fue una acción de guerra”

Guillermo De la Fuente, referente de los ex combatientes de Malvinas, participó de los actos donde se homenajeó a los caídos en el ataque al navío argentino.

Ayer se realizaron distintos actos para homenajear a los caídos por el hundimiento del crucero “General Belgrano”. Se rindió tributo a los héroes en esta ciudad y en distintos puntos del país, con un punto por encima del resto en lo que se refiere a emotividad, que consistió en el viaje que realizaron algunos sobrevivientes a bordo del rompehielos “Almirante Irízar” hasta el lugar donde zozobró el Belgrano.

Guillermo De la Fuente, referente de los ex combatientes de Malvinas en Bahía Blanca, admitió en diálogo con La Brújula 24 que el recuerdo de los 40 años del hundimiento del crucero representa para ellos una fecha muy movilizadora, “porque los tripulantes eran vecinos que vivían acá o en Punta Alta”.

“El ataque al crucero no fue un crimen de guerra. No lo considero así; fue una acción de guerra porque uno, cuando está en guerra, está en guerra en todos lados. Ponerle la categoría de crimen es indicatorio que los damnificados, que son nuestros caídos, serían víctimas y los muchachos que dieron la vida en el crucero no son víctimas. Son héroes. Estaban sirviendo a la patria marchando hacia un conflicto bélico, fueron interceptados por un submarino y dieron la vida defendiendo a la patria”, expresó De la Fuente en el programa “En buenas manos” que conduce Diego Vita.

“Creo que nos pasa a todos. Con el paso del tiempo uno va teniendo una mirada diferente de algunas cosas. Todo es dinámico en la vida”, agregó.

Consultado el veterano de guerra dónde estaba cuando se produjo el ataque del submarino inglés contra el navío argentino, respondió: “Estaba en tierra, en Puerto Argentino, pero yo era personal civil de la Armada cuando me convocaron para hacer el Servicio Militar”.

“Para los que estábamos en Malvinas, la llegada del crucero suponía una esperanza porque ‘llegaba con sus cañones’. Cuando nos enteramos del hundimiento fue un golpe muy duro. Nos produjo mucha tristeza y desaliento en ese momento”, indicó.

De la Fuente afirmó que, quienes estaban en el frente de batalla, querían que la guerra finalice, “obviamente ganando”.

“Lo que sentís es el deseo de ganar, pero también sentís el frío. Sentíamos el hambre, uno extrañaba la familia y termina de formarse la idea de que no va a volver. Ese es el minuto a minuto. Cuando nos enteramos que había terminado el conflicto, era más grande el dolor por la derrota que la alegría de saber que volvíamos a casa. Era como que, si me dabas a elegir, decía ‘sigamos’”, concluyó.  

Lo más leído