WhatsApp de Publicidad
Seguinos

En la Misa de Pascua

El Papa abogó por el reparto equitativo de las vacunas

Francisco rezó para que "el Señor dé consuelo y sostenga las fatigas de los médicos y enfermeros" por la pandemia del COVID-19.

El Papa Francisco instó este domingo a la comunidad internacional a "un compromiso común para superar los retrasos" en la distribución de la vacunas del coronavirus y a "promover su reparto, especialmente en los países más pobres", en el mensaje de Pascua que pronunció desde el interior de una vacía basílica de San Pedro.

El Sumo Pontífice impartió la tradicional bendición Urbi et Orbi (a la ciudad y al mundo), que es acompañada de la indulgencia plenaria, desde el interior de la basílica de San Pedro, tras haber celebrado la misa de Pascua del Domingo de Resurrección. La homilía no fue pronunciada y fue sustituida por un momento de silencio.

Francisco rogó para que "el Señor dé consuelo y sostenga las fatigas de los médicos y enfermeros" y destacó que "todas las personas, especialmente las más frágiles, precisan asistencia y tienen derecho a acceder a los tratamientos necesarios".

Compromiso para internacionalizar las vacunas

En el espíritu de internacionalizar las vacunas, "insto a toda la comunidad internacional a un compromiso común para superar los retrasos en su distribución y para promover su reparto, especialmente en los países más pobres", clamó el pontífice ante los poco más de 200 fieles presentes.

En esta segunda Semana Santa diferente por la propagación del coronavirus, Francisco denunció que "la pandemia todavía está en pleno curso, la crisis social y económica es muy grave, especialmente para los más pobres; a pesar de todo, y es escandaloso, los conflictos armados no cesan y los arsenales militares se refuerzan".

Afirmó que "Cristo resucitado es esperanza para todos los que aún sufren a causa de la pandemia, para los enfermos y para los que perdieron a un ser querido". Asimismo, abogó para que "el Señor inspire la acción de las autoridades públicas para que todos, especialmente las familias más necesitadas, reciban la ayuda imprescindible para un sustento adecuado".

Recordó Francisco que "desgraciadamente, la pandemia ha aumentado dramáticamente el número de pobres y la desesperación de miles de personas"

Además pidió esperanza "para tantos jóvenes que se han visto obligados a pasar largas temporadas sin asistir a la escuela o a la universidad, y sin poder compartir el tiempo con los amigos". Porque, destacó, "todos necesitamos experimentar relaciones humanas reales y no sólo virtuales, especialmente en la edad en que se forman el carácter y la personalidad".

Fuente: Diario Popular


Lo más leído