WhatsApp de Publicidad
Seguinos

avanza la investigación

Cómo sigue la causa, a un mes del adiós a Diego Armando Maradona

Aunque parezca increíble, y haya quienes todavía esperen que se trata de un mal sueño, este viernes 25 de diciembre, en Navidad, se cumple un mes del fallecimiento de Diego Armando Maradona.

En concreto y a pesar de que da la sensación de que está estancada, la “Causa Maradona” sigue avanzando y esta semana se conocieron los resultados de las pericias histológicas y toxicológicas a la sangre, la orina y las muestras de órganos del cuerpo del Diez.

Los mismos arrojaron que Maradona tenía cirrosis y un corazón deteriorado, que padecía múltiples patologías. A eso se suma una gran cantidad de psicofármacos en la sangre, entre los cuales destacan antidepresivos, anticonvulsivos, medicación para tratar la adicción al alcohol, pero llamativamente ningún medicamento de indicación cardíaca.

Por otra parte, en las reiteradas inspecciones a la casa del country San Andrés de Tigre, donde Maradona pasó sus últimos días tras ser operado de un hematoma subdural en el cerebro, no se halló un equipamiento médico adecuado. En concreto, no había monitor para el corazón, ni desfibrilador, ni oxígeno, ni suero.

Los fiscales que intervienen en la causa consideran que Maradona estaba bajo una internación domiciliaria deficiente, en la cual ni siquiera había un médico clínico de cabecera, dado que no lo eran ni su neurocirujano, Leopoldo Luque, ni su psicóloga, Agustina Cosachov, ambos implicados en la causa.

En ese contexto, un cuerpo de especialistas convocará a la junta médica para determinar si efectivamente se trató de un homicidio culposo por negligencia, con lo cual quedarían imputados Luque y Cosachov.

Fuente: Infobae.

Lo más leído