WhatsApp de Publicidad
Seguinos

anmat

Cómo afecta a la salud las golosinas que prohibieron

El organismo sanitario estatal detectó lotes de alfajores, obleas rellenas, turrones y otros productos de la conocida empresa que no se ajustan a las normas vigentes.

"Mini tortas", budines, galletitas tipo "pepas" y turrones, son algunos de los productos que prohibió la Anmat.

Alfajores tipo “mini torta”, obleas rellenas, galletitas con membrillo, turrones y budines de la reconocida marca de golosinas Nevares quedaron esta semana bajo la lupa de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat).

Una disposición de ese organismo publicada este viernes en el Boletín Oficial indica que luego de revisarse las “Buenas Prácticas de Manufactura (BMP)” en esos productos se encontraron “varias no conformidades”. Puntualmente, conservantes no permitidos para algunos de estos artículos dulces y mayor concentración de grasas trans que la permitida por el Código Alimentario Argentino (CAA).

En la disposición 7894/2019, publicada en el Boletín Oficial este miércoles, la ANMAT objetó la presencia de “altos contenidos de grasas trans y ácido sórbico” en distintos artículos de Nevares, que van desde las clásicas “mini tortas” hasta galletitas tipo “pepas”, obleas rellenas y cubiertas con baño de repostería y budines rellenos con dulce de leche, entre varios otros. En cuanto a los turrones, remarcan que se usó ácido sórbico y ácido benzoico “como conservadores no permitidos para este tipo de producto”.

¿Pueden ser perjudiciales para la salud esos ácidos? Silvia Resnik, profesora titular plenaria del Departamento de Industrias de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA y docente en la maestría en Bromatología y Tecnología de la Industrialización de Alimentos. La experta fue clara en la respuesta: “No, no hay que generar una alarma en la población”.

Ocurre que “la ANMAT tiene que hacer cumplir la ley, pero no siempre significa que pueda haber un perjuicio para la salud. Los ácidos sórbico y benzoico están permitidos en otro montón de productos que se comercializan y consumen en la Argentina… por ejemplo, la margarina. El tema es que el Código trabaja con lo que se llama lista positiva. O sea que si el componente no está nombrado en la descripción del producto en cuestión, no se le puede agregar”, explicó la experta.

¿Un ejemplo? “Si vos decís que una leche tiene que tener un litro y sale a la venta con 990 mililitros, no cumple con las especificaciones del Código Alimentario, y se debe sacar de circulación, ya que es un tipo de fraude”.

En este caso, sumó Resnik, “si Nevares quiere empezar a ponerle sórbico a su turrón, por ejemplo, tiene que hacer un trámite complejo para que lo acepten en el Código. No es lo mismo que encontrar una bacteria o una toxina en ciertos alimentos, lo que obviamente requiere sacarlos rápidamente del mercado. Ahora bien, más allá de no ser perjudicial, al no estar especificado en el Código, la ANMAT tiene que hacer cumplir la ley”.

¿Y el exceso de grasas trans? La disposición de la ANMAT aclara que “los productos citados se hallan en infracción al artículo 16 inc 2, 155 tris y 155 del CAA, al presentar un contenido de ácidos grasos trans mayor al 5%, por estar puesto en circulación y no ajustarse a lo autorizado, siendo en consecuencia ilegal”.

El Código Alimentario Argentino es claro en este punto: “El contenido de ácidos grasos trans de producción industrial en los alimentos no debe ser mayor a: 2% del total de grasas en aceites vegetales y margarinas destinadas al consumo directo y 5% del total de grasas en el resto de los alimentos. Estos límites no se aplican a las grasas provenientes de rumiantes, incluyendo la grasa láctea”.

Resnik explicó que lógicamente estas grasas no son buenas para la salud y por eso hay “máximos recomendados a nivel internacional y nacional”. Por lo tanto, si bien no sería "directo" el perjuicio de comer algún alimento con más grasas trans que las permitidas, “es obligación de la ANMAT advertir y sacar de circulación los productos que incumplan los requisitos”.

Fuente: Clarín


Lo más leído