WhatsApp de Publicidad
Seguinos

llegó dese florida

La Aduana hizo un extraño hallazgo en Bahía en un envío postal

Se trata de una importación no declarada en un paquete que contenía material paleontológico que arribó a la Oficina de Encomiendas Postales Internacionales de la ciudad.

Un extraño paquete, que venía de Florida, Estados Unidos, sorprendió a los agentes especializados de la Dirección General de Aduanas-AFIP luego de detectar una importación no declarada que generó sorpresa en la Oficina de Encomiendas Postales Internacionales de Bahía Blanca.

La causa data de varios meses, pero el envío postal contenía material paleontológico. Entre el mismo se destacaba la presencia de un diente, que luego se determinó que se trataba de un “carcharocles megalodón”; una especie extinta de tiburón que vivió hace al menos 3 millones de años, en los períodos Mioceno y Plioceno.

Por lo tanto la totalidad de la mercadería fue enviada al Museo Argentino de Ciencias Naturales Bernardino Rivadavia.

El monitoreo hizo que los agentes de la Aduana observaran que en la declaración asociada al envío aseguraba que el paquete consistía en “piedras decorativas”. Luego se comprobó que, en realidad, se trataba de bienes culturales que calificaron como de “importante valor histórico”.

Además, fuentes consultadas por LA BRÚJULA 24, comentaron que “no es la primera vez que ocurre esto en Bahía, ya que aseguraron que en 2023 ocurrió a mediados de año pero por tierra y que lo demoraron. Seguramente hay algún fanático en la ciudad que le gustan estas cosas”, aseguró.

Además indicaron que “se procedió inmediatamente al secuestro de la misma y tendrá su multa correspondiente”.

Ocurrió que, luego de abrir la caja, advirtieron que en lugar de piedras, en su interior parecía haber corales y fósiles. Tras el hallazgo, la Aduana elevó una consulta al Museo Argentino de Ciencias Naturales Bernardino Rivadavia, autoridad de aplicación en materia paleontológica.

Ante la consulta realizada, el museo envió un informe que precisaba: “Se puede determinar que la totalidad de los bienes detenidos son fósiles originales, por lo tanto, protegidos por la Ley 25.743”.

Al comprobarse que la mercadería enviada en una encomienda postal quedaba excluida del Régimen de Envíos Postales Internacionales, ya que, según indicó la Aduana, en los términos de la Resolución General 3932/2018 (DGA) su importación en forma debida requiere la intervención del mencionado Museo.

Por todo ello, se determinó el secuestro de la mercadería y se labraron infracciones en el marco de los artículos 610 y 954 del Código Aduanero. Entre los bienes incautados, además del diente de carcharocles megalodón, hay fósiles de madera de la región de Blue Forest, de Wyoming; fósiles de dientes de tiburones hemipristis, toro, tigre y limón; fósiles de dientes de caimán; un trozo de caparazón de armadillo gigante, de Peace River, Florida; corales y ostras solidificadas.

Lo más leído