WhatsApp de Publicidad
Seguinos

se dijo en la brújula 24

Un bahiense recordó el día que jugó una simultánea con Bobby Fischer

Foto: La Nueva.

El 30 de noviembre de 1971, hace casi 50 años, Robert "Bobby" Fischer estuvo en Bahía Blanca. Quizás uno de los mejores ajedrecistas de todos los tiempos pasó por la ciudad y disputó una simultánea con 20 entusiastas jugadores que, pese a su admiración, lo enfrentaron, claro está, sin éxito.

Uno de ellos es Mario Roumec, quien recordó aquella jornada en su charla con LA BRÚJULA 24: "Nací en un pueblo rural y vivo en el campo. La verdad que aquello fue como cumplir una meta. Había jugado el campeonato argentino, era muy joven y me gustaba mucho el ajedrez. Para mí aquello fue un juego/ciencia. Aprendí con mi familia, acudí al Círculo donde me di el gusto de compartir momentos con jóvenes y grandes".

"Ahora se van a cumplir 50 años de aquel partido contra Fischer. Él ya era campeón del mundo y gracias a Dios desembarcó en Argentina gracias a dos maestros de nuestro país. Era una persona parca, encerrada en sí misma, con una mente tan brillante, con movimientos como los de Maradona en el fútbol, un fuera de serie", rememoró Roumec, en el programa "Tal Cual Es".

Y agregó, a modo de reseña o crónica de lo acontecido: "Una vez que terminamos cenamos todos juntos en un quincho, comió asado y se dio el gran gusto porque le encantó la carne argentina. Se debería motivar a la juventud para que el ajedrez pueda resurgir en el país".

"Él iba pasando por cada tablero, movía una pieza, y pasaba al de al lado. Éramos 20 personas y para una mente desarrollada y talentosa no es tan difícil como parece poder enfrentar a tanta gente. Les ganó a todos, no hizo tablas (empate) con ninguno", sostuvo.

Por último, reveló que "volver a jugar requiere prepararse con tiempo, dedicar horas para estudiar variantes. En mi época le dedicaba mucho tiempo, incluso iba a la biblioteca Rivadavia. Uno aprende perdiendo".


Lo más leído