WhatsApp de Publicidad
Seguinos

SE DIJO EN LA BRÚJULA 24

Dueños de restaurantes y cafés se suman al pedido de ampliar el horario de comercio

"Bahía Blanca no está acostumbrada al horario corrido. Después de las 18 no queda nadie en las calles y eso nos afecta", dijo Roberto Torre, titular de un café céntrico y una cervecería.

Roberto Torre, titular de un tradicional café céntrico y de una cervecería de calle Alem, aseguró que desde el rubro gastronómico también se solicitará el retorno al horario partido en los comercios, porque bajo el actual sistema la circulación de público baja muchísimo "luego de las 17" y eso los "perjudica considerablemente"

"Esto es un efecto dominó. Que los comercios cierren a las 17 hace que pocos minutos después de esa hora no quede nadie caminando por los bares y restaurantes y eso nos afecta. Bahía Blanca no está acostumbrada a hacer corrido y está quedando claro una vez más. La gente a las 13 se va a su casa y vuelve a salir tipo 16, pero ahora a las 18 ya no queda nadie en las calles", reflexionó Torre, en comunicación con el programa Nunca es Tarde de LA BRÚJULA 24.

"Lo que proponemos es que se maneje un horario de 9 a 20 horas y que después cada uno cumpla con el lapso que quiera. De esta manera, todos los que cumplimos con horarios más largos, teniendo en cuenta el rubro, vamos a tener una mayor cantidad de empleados", aseguró..

Según Torre, si se mantienen los niveles actuales de venta, será complicado poder mantener la cantidad de empleados que tienen los locales gastronómicos en la actualidad y quedará "gente en la calle"

"Lo que hoy estamos cuestionando los propietarios es que con este nivel de ventas se nos va a complicar matener los planteles completos de empleados y va a quedar gente en la calle. Tenemos un corto horario de venta y en ese horario, hay pocas ventas, porque no hay circulación de gente y no solamente por la pandemia, si no porque los otros comercios están cerrados", agregó.

Torre reconoció que el sábado, la mayoría de los negocios gastronómicos trabajó "bien", pero aseguró que durante la semana están vendiendo un 70% menos de lo habitual. "Todo ayuda y todo sirve antes que tener cerrado. Pero de ahí a colmar las expectativas, estamos lejos", dijo.

Con respecto al cumplimiento de los protocolos previstos en medio de esta reapertura, el comerciante manifestó que se están "cumpliendo a rajatabla" y que la gente se comporta "bien".

"Los lugares se ventilan, los clientes usan sus barbijos cuando entran y cuando se retiran y también cuando van al baño. Todos están cumpliendo, porque no queremos que por la culpa de uno tengamos que cerrar todos. La gente está de acuerdo y se comporta bien", finalizó.

Lo más leído