WhatsApp de Publicidad
Seguinos

incitación a la violencia

Confirman el procesamiento de un militar anticuarentena que llamó a derrocar al Gobierno

La Justicia de Rosario confirmó el procesamiento del militar retirado Alberto Aquino Ortega por incitación a la violencia luego de que en abril del 2020 difundiera un video, convocando a sus camaradas de armas a alzarse contra el gobierno nacional, en el marco del aislamiento por la pandemia de coronavirus. Por ese hecho, en mayo del 2020 Aquino Ortega había sido procesado por el juez federal de Rosario Carlos Vera Barros por pedido de los fiscales Claudio Kishimoto y Claudio Palacín. Ahora la Sala A de la Cámara Federal de Apelaciones de Rosario decidió confirmar el procesamiento.

En la grabación que circuló por WhatsApp, Ortega había llamado al personal del Ejército Argentino y a la población en general a “liberarse” del gobierno nacional, un delito previsto y penado en el artículo 212 del Código Penal. 

Asimismo, en el video viralizado, Ortega sostenía que prefería "morir de coronavirus antes que seguir subyugado bajo su histeria (por Alberto Fernández) consolidada de ser un estatista, totalitario, un comunista, maoísta, subversivo, hijo de re mil p...".

El militar retirado fue denunciado por el Ejército Argentino, mientras el Ministerio Público Fiscal formuló el requerimiento de instrucción y fue indagado. El procesamiento incluye un embargo de cien mil pesos, o en su defecto la inhibición general de bienes del acusado.

La resolución del juez federal Vera Barros indicaba que “las expresiones vertidas por el imputado y analizadas en su conjunto permiten inferir que desde un punto de vista volitivo, la conducta de Ortega podría haber tenido por objeto lograr un estímulo dirigido a generar la reacción frente a dirigentes políticos electos popularmente, en un sentido que de los mismos términos de tales dichos surge que escapa a las formas propias del estado de derecho y el sistema democrático”.

Por su parte, la defensa del militar retirado alegó que el archivo difundido no puede ser considerado una herramienta "para movilizar o persuadir a nadie a hacer algo". "Es una persona que siempre se mantuvo en el anonimato, hace 18 años se retiró del Ejército, carece de poder real de mando y acatamiento de órdenes por parte de las tropas activas”, dijo la defensa.

Sin embargo, la Justicia rosarina no dio lugar a los argumentos de la defensa, por entender que "el medio utilizado para grabar el mensaje era idóneo como para provocar una difusión masiva entre la sociedad" y que, al tratarse de un militar, "el sentido de sus palabras" podría ser "peligroso" si fuera "expuesto en un contexto tendiente a incitar al Ejército y a la población en general".

Además, según el procesamiento, el acusado escapó "a las formas propias del estado de derecho y el sistema democrático”. “Tampoco escapa a este Juzgado -continuó el magistrado- que en el mensaje, el imputado luego de identificarse con su nombre y número de documento, indica su cargo de ‘teniente coronel retirado del Ejército Argentino' y seguidamente expresa: ‘y espero que esto sirva para que mis camaradas salgan de una vez y se dejen de boludear y tomemos no el Poder, incitemos y digámosles a la población que hay que hay que liberarse de estos parásitos’".

Fuente: Página 12


Lo más leído