WhatsApp de Publicidad
Seguinos

ROSQUITAS GATE

"No le hacemos mal a nadie, sólo queremos trabajar"

Las vendedoras ambulantes y el fletero que las traslada pidieron en LA BRÚJULA 24 "que vayan a buscar traficantes". Y agregaron: "No nos interesa que nos den un subsidio".

La indignación de las vendedoras ambulantes de rosquitas.

Romina Lezcano, Ayelai Rivero y Yesica Cuevas son tres de las vendedoras de rosquitas que quedaron en el ojo de la tormenta el pasado fin de semana tras un gran operativo del personal de Fiscalización de la comuna. Y si bien ese mismo día hicieron su descargo, hoy querían volver a ser escuchadas. 

Además, llegaron a los estudios de LA BRÚJULA 24 acompañadas por Ezequiel Palma, quien dijo ser el fletero que trabaja para ellas, aunque hasta fue señalado como presunto líder de la organización. 

Primero, en su relato, las jóvenes pidieron "que la Municipalidad se ocupe de la gente que trafica, que tiene realmente mujeres explotadas o maltratadas". E indicaron que "hablar de un rey de la rosquita es una falta de respeto". 

También le apuntaron a los que hablan de una supuesta falta de higiene en la elaboración y, a modo irónico, comentaron: "Están abarrotados de gente intoxicada los hospitales, es una barbaridad lo que está pasando". 

"Estamos indignadas por cómo se comportaron con nosotras, si nos quieren cuidar como dicen, que nos den un trabajo digno. Desde febrero vendemos rosquitas. Cuando arrancamos éramos 6 y después un par de chicas se empezaron a sumar", señalaron las vendedoras. 

Y como denominador común, explicaron que en su mayoría -son alrededor de 30- mantienen sus hogares con los ingresos que obtienen con la venta de rosquitas en la calle. "Trabajamos de lunes a lunes, elaborando a la noche y vendiendo desde las 6 de la mañana a pesar del frío o la lluvia". 

"Vamos a seguir trabajando igual y si quieren que nos vuelvan a secuestrar las cosas. No queremos que nos den esa ayudita que ofrece la Municipalidad para comprar una garrafa.  Lo único que hacemos es generar trabajo. Aparte nosotras solas no somos, hay mucha gente que hace esto pero van solamente contra nosotras", agregaron. 

Palma, por su parte, remarcó que "yo trabajo para ellas, les llevó su mercadería y sus cosas. Me levanto 5:30 todos los días y me da bronca que me quieran ensuciar. Yo soy fletero y gracias a dios tengo mucho trabajo, si fuera el jefe no estaría todos los días haciendo viajes.  Ando todo el día en la calle y a veces hasta la última hora de la noche". 


Lo más leído