WhatsApp de Publicidad
Seguinos

villa centenario

Ataque al taxista: no descartan un ajuste de cuentas

Miguel Ángel Varela permanece internado en terapia intensiva del Penna.

El inhóspito lugar donde se consumó el ataque contra el taxista.

Distintas fuentes policiales consultadas por la redacción de La Brújula 24 dijeron que no se descarta que el ataque contra el taxista Miguel Ángel Varela, haya estado motivado por un ajuste de cuentas.

Si bien los investigadores no descartan ninguna hipótesis, el móvil de robo se presentó inicialmente debilitado teniendo en cuenta que el dinero de la recaudación quedó intacto en el interior del automóvil.

A los responsables de tratar de aclarar lo ocurrido les llama la atención el lugar donde se consumó la agresión, en un descampado de Villa Centenario. “Es en medio de la nada”, deslizó una fuente del caso.

Un grupo de jóvenes que pasaba caminando por el lugar, cerca de la medianoche del sábado, encontró el taxi con la mayoría de las puertas abiertas.

El único ocupante del rodado era precisamente el chofer, pero ya entonces se hallaba inconsciente, sentado en la butaca del acompañante pero “recostado” sobre el asiento del acompañante.

Peritos de la Policía Científica fueron convocados para concurrir al lugar y trabajar en el levantamiento de rastros, con el propósito de tratar de echar luz sobre distintas cuestiones vinculadas con el salvaje ataque.

Teniendo en cuenta las características del lugar y el lugar donde hizo impacto el proyectil en la humanidad de la víctima, hay sospechas de que a Varela lo hayan querido ejecutar.

Lo más leído