WhatsApp de Publicidad
Seguinos

informe especial

Perros detectores: compromiso, trabajo y búsqueda de la verdad

Cómo funcionan estas brigadas especializadas. Su formación, desarrollo, composición y métodos de entrenamiento. ¿Cualquier perro puede hacer este trabajo? Lo responden los que saben.

Por Juan Tucat, redacción La Brújula 24
[email protected]

Con una base bien marcada en compromiso y trabajo, las brigadas de perros detectores forman parte de una gran cantidad de procedimientos policiales. En especial, de aquellos destinados a la búsqueda de personas desaparecidas. Su acción es primordial, teniendo en cuenta el recurso que se utiliza y la eficacia que eso conlleva.

En este informe especial de LA BRÚJULA 24 quisimos conocer cómo se desenvuelven dichas unidades desde adentro. Su formación, desarrollo, composición y métodos de entrenamiento.

Y para ello, como siempre en estas crónicas, conversamos con los protagonistas. Lucas Maciel es el presidente de la organización Perros Detectores K9 de Bahía Blanca, que funciona desde hace no mucho tiempo en la ciudad, pero que supo instalarse en el rubro a través de la vocación y los buenos resultados en sus participaciones.

"Esta es una ONG que prepara perros para búsqueda y detección de personas, usamos el recurso canino para esta tarea y como es de público conocimiento hemos participado en diversos casos, tenemos vasta experiencia", remarcó el entrevistado. Y dijo que "yo hace 6 años que me dedico a esto y en lo que respecta a Perros Detectores hace 8 meses que formamos la ONG".

"Somos siete integrantes, yo estoy a cargo de la capacitación de perros y de personas, tenemos siete perros, dos que buscan restos humanos y los otros para rastro específico, buscar personas vivas"

Asimismo, Maciel se refirió al proceso de aprendizaje de los animales. Cómo se hace para que un perro pase de ser una mascota "común" a una herramienta policial. "Lo que tenemos que tener en cuenta es que cuando hablamos de un can hablamos de un predador, por ende un cazador. Nosotros lo que hacemos es meterlo en su naturaleza plena. Quizás tenemos la mala costumbre de tener nuestro cachorro en el sofá o en la cama sin darle utilidad, lo que hace la ONG es darle esa utilidad. Los volvemos a transformar en cazadores y rastreando algo que nos hace falta, una persona que se encuentra desaparecida".

Razas. "Cualquier perro puede formarse, todos tienen la capacidad de tener un excelente olfato. Lo que el humano a desarrollado visualmente a lo largo de toda esta evolución, el perro lo hizo con el olfato, ve a través del olfato. Aunque cuando hablamos de formar una ONG para preparar perros, ahí buscamos un poco más de genética porque necesitamos extremidades largas y mucha concentración, entonces nos metemos con razas específicas. Pero en realidad, cualquiera puede realizar esta tarea".

Costos. "No son pocos los gastos, por eso tengo agujeros en mis bolsillos. Lo bancamos todo a pulmón. Hace poco nos llegó el tema de la personería jurídica, porque cuando iniciamos este proyecto quisimos que sea lo más profesional posible, para darle respuesta al Estado y a quien nos convoque. Gracias a eso ahora vamos a poder contar con un bono contribución para que la gente que quiera pueda colaborar. Todo lo que tiene que ver con combustible, comida para los perros, uniformes, vacunas, handies, drones, lo venimos bancando nosotros"..

Funcionamiento. "Tenemos una muy buena articulación con la policía, más con la de Bahía que lo tenemos sumamente articulado. Cuando desaparece una persona, en la ciudad o en la zona, nos ponemos en comunicación con los comisarios y empieza el protocolo de búsqueda. Ellos por su lado y nosotros por el nuestro".

"Hemos logrado después de un montón de tiempo achicar los rangos de búsqueda. Antes nos convocaban 5 o 6 días después y ahora acortamos ese tiempo, que es fundamental para el perro", sintetizó.

Demostración:


Lo más leído