WhatsApp de Publicidad
Seguinos

se dijo en la brújula 24

"Estas lacras nos quieren copar el barrio", dijo la mamá del nene baleado

Mirta expresó el dolor por lo ocurrido en la puerta de su casa. "Si mi hijo se me va, Bahía será noticia nacional", advirtió la indignada mujer.

Mirta acompaña a su hijo y reza para una pronta recuperación.

Mirta es la mamá del nene de 11 años que fue baleado ayer por la tarde en
Villa Serra, en un conflicto vecinal que ha escalado violentamente durante los últimos días y tiene en vilo a todo el barrio y que, además, tiene a un joven internado desde el miércoles por haber recibido un disparo en la entrepierna.

Cabe recordar que, por si esto fuera poco, esta madrugada prendieron fuego intencionalmente un taller mecánico, en el marco de una verdadera guerra sin cuartel entre familias que se disputan el territorio por el manejo del narcotráfico.

"Mi hijo está grave. Los médicos me dijeron que hay que esperar cómo transcurren las próximas horas para conocer la evolución. Tiene varios órganos comprometidos", mencionó la mujer que vive junto a su familia al lado de la vivienda que está en medio de un litigio íntimamente vinculado con la venta de droga.

Luego, hizo una crónica de lo ocurrido: "Estos tipos llegaron armados, queriendo reventar el candado. Se empezaron a enojar, amagaron a irse en los autos pero regresan a la esquina y cuando pasan por el frente de mi casa empezaron a disparar".

"Todo pasó alrededor de las 16:30, cuando varios de mis hijos estaban con sus amiguitos jugando en la vereda. Acá vive gente laburante, pero de un tiempo a esta parte nos quieren copar el barrio. Aparecen a los tiros queriendo ajustar cuentas", sentenció de manera tajante.

Luego, la propia Mirta enfatizó: "No sé si en la casa de al lado de la mia puede haber algo. La descripción de la vivienda habla por sí sola. Lo único que le voy a pedir a la Fiscalía es que pongan huevos, que hagan las cosas como las tienen que hacer. No se le puede echar la culpa a la Policía".

Además, la mujer vinculó lo ocurrido con otro episodio violento que tuvo lugar tiempo atrás: "Cuando el hijo de esta persona que tomó la casa mata a Ramiro Gómez en la estación de servicio de calle Parchappe, se fue y se empezó a alquilar".

"No tengo más miedo de nada porque tengo a mi hijito de 11 años muriéndose. Que los jueces dejen de ser tan garantistas y no adornen más a los Fiscales. Si mi hijo se me va, Bahía Blanca va a ser noticia nacional. No necesito ser narco ni pendenciera para defender a mi familia", mencionó Mirta, con la voz entrecortada.

Y fue aún más allá: "Cuando te arrebatan a un hijo uno está dispuesto a todo. Estos tienen soldaditos que te arruinan la vida y después son los mismos que van corriendo a Fiscalía. No tengo más miedo a nada. Estaba con mi hijo planeando lo que íbamos a hacer a la tarde y ahora lo tengo internado".

"Mi nene es un chico sano y ahora tengo que llamar a la Escuela para avisar que no va a terminar el año. Que los jueces y fiscales se pongan en el lugar de padres", cerró.


Lo más leído