WhatsApp de Publicidad
Seguinos

no eran extraterrestres

Revelan quiénes fueron los obreros que construyeron las Pirámides de Egipto

Tenían un avanzado conocimiento de ingeniería y matemáticas, que aplicaron en la construcción de las pirámides. Utilizaban técnicas como el uso de rampas para mover los bloques de piedra y alineaciones precisas con los puntos cardinales.

Debido a su antigüedad y majestuosidad, el mito de que las Pirámides de Egipto fueron construidas por extraterrestres fue ampliamente difundido. Igualmente, tanto la evidencia arqueológica, como el conocimiento y habilidades que manejaba la sociedad egipcia en ese entonces, desestiman la teoría.

El hecho de que no haya evidencia física ni documental que respalde la intervención extraterrestre en la construcción de las pirámides, sumado a que los arqueólogos descubrieron antiguos papiros con datos sobre quiénes fueron los obreros que trabajaron en ellas, resolvió las dudas que había alrededor de su cimentación.

La organización y logística involucrada en la construcción de las Pirámides de Egipto son impresionantes, pero factibles dentro del marco de la sociedad egipcia de la época. Los planes detallados y la gestión de recursos muestran una capacidad humana, no extraterrestre.

Los obreros que construyeron las Pirámides de Egipto

Las investigaciones arqueológicas revelaron que los trabajadores de las pirámides no eran esclavos, sino que eran una mezcla de campesinos, artesanos y obreros especializados, organizados de manera sistemática para llevar a cabo estas gigantescas obras.

Incluso, todo parece indicar que los agricultores laboraban en la construcción durante las temporadas de crecida del Río Nilo, cuando la agricultura estaba en pausa.

Se trataba de una fuerza laboral muy organizada que vivía en un enorme poblado donde contaban con atención médica, panaderías y casas. Incluso, había un cementerio exclusivo para los trabajadores.

La organización laboral incluía un jefe de obra para cada construcción y cuadrillas de miles de personas. Además, cada trabajador tenía una función específica, entre los que se encontraban obreros, transportistas, canteros, ceramistas y carpinteros. También existían los inspectores para revisar que el trabajo estuviese hecho a la perfección.

Si bien los prisioneros de guerra y los delincuentes eran los que realizaban los trabajos más riesgosos como la minería, todos cobraban su sueldo acorde a la labor que hacían.

Fuente: LB24 / Diario 26.

Lo más leído