WhatsApp de Publicidad
Seguinos

quita de impuestos

Buscan bajar los precios de los aparatos tecnológicos: algunos salen 400% más que en EEUU

Juan Manuel López, de la Coalición Cívica, detalló los costos excesivos que hay en el país para comprar artículos tecnológicos y apuntó contra el régimen de Tierra del Fuego. “Compitan, señores”, señaló.

El diputado de la Coalición Cívica, Juan Manuel López, detalló en las últimas horas los costos excesivos que hay en el país para comprar artículos tecnológicos, y apuntó contra el Régimen de Promoción Económica de Tierra del Fuego al presentar un proyecto que habilita la compra en el exterior, por ejemplo, de teléfonos o computadoras por hasta 1500 dólares sin pagar impuestos. El objetivo, aseguró, es que haya competencia y alternativa.

“Los consumidores argentinos están súper desprotegidos. Por eso hay que ser creativos para desarmar los privilegios que no se quieren tocar. Hay que abrir el comercio hípercerrado de nuestro país. Celulares, indumentaria, cualquier repuesto es carísimo o ni siquiera se consigue. Con esta propuesta mejoraremos un poco cuestiones básicas de consumo de todos”, sostuvo.

Para fundamentar la iniciativa, López mencionó las variaciones de precios entre la Argentina y otros países, como España o Estados Unidos, sobre todo por la incorporación de gravámenes como el impuesto país.

“Hemos hecho relevamientos. Notebooks que acá salen con impuesto país 1.180 dólares, en España salen 1109 dólares y en Estados Unidos esa misma 900 USD. Una marca de un celular conocido que se fabrica acá, en Tierra del Fuego, sale 2.046 dólares con impuesto país, en España sale 949 dólares y en Estados Unidos 1.000 dólares”, graficó, en tanto, en diálogo con Radio Mitre.

En esta línea, señaló: “El otro día vi un comercio de tecnología que hacía una oferta. Bajaba un millón de pesos un Iphone, pero salía más de 4 millones de pesos. En Brasil es más caro comprar que en EEUU, pero es un 50% más caro, pero no 300 o 400% más caro; en Argentina estamos demasiado cerrados al mundo”.

QUÉ DICE EL PROYECTO

Según el proyecto, que ingresó al Congreso esta semana, se dispone que las importaciones que ingresen como equipaje no paguen ningún tributo, y que los envíos postales internacionales (Régimen Puerta a Puerta y Courier) que no superen los USD 1.500 anuales por persona tampoco paguen tributos.

“Estamos buscando la forma de que en estos bienes que son absolutamente necesarios, como la tecnología y la indumentaria, haya algo de competencia y algo más de oferta para todos los argentinos”, planteó.

“En el Régimen de Tierra del Fuego, donde sabemos que se ensamblan celulares caros, algunos quieren instalar que hay un derecho adquirido, que hay una especie de legalidad que no se puede tocar al régimen para adelante. Compitan, señores, aunque sea de esta manera”, agregó el diputado de la Coalición Cívica.

Esta discusión, en parte, también había ocurrido durante el debate en el Congreso de la Ley Ómnibus que impulsó el oficialismo que, entre otros puntos, planteaba la exención impositiva para quienes traen productos de afuera como equipaje. “Es algo equitativo para quienes no pueden viajar, este proyecto extiende la exención a los envíos internacionales, para que todos puedan aprovechar el beneficio”, sostuvo López.

Durante la fallida discusión parlamentaria, la Coalición Cívica había planteado -además- la supresión o modificación de regímenes de promoción o exenciones tributarias y la limitación a los beneficios fiscales del Régimen de Tierra del Fuego. Lo hizo al presentar su propio dictamen del proyecto, con cambios.

“El dictamen propone la eliminación del ‘crédito fiscal presunto’ de IVA, que constituye un mecanismo, que permite a las empresas de Tierra del Fuego cobran el IVA a sus clientes (consumidores o retailers) y no ingresarlo al Estado, sino que capitalizarlo como ganancia. Además, propone la eliminación de los aranceles a la importación de celulares y notebooks para que haya más competencia y que las empresas beneficiarias del Régimen de Tierra del Fuego no trasladen a precios la pérdida de beneficios fiscales”, detallaron.

Con relación al tope de 1.500 dólares, López explicó: “Le pusimos ese tope porque también sabemos que no hay reservas en el Banco Central que alcancen si todo el mundo quisiera comprar”.

MÁS DETALLES

El artículo 1 de la mencionada iniciativa sustituye parte del Decreto 2753/91 y establece: “Las mercaderías amparadas por el régimen de equipaje, que se importen para consumo sin fines comerciales, fuera de las franquicias que otorga el Decreto 230/91 o con arreglo a lo dispuesto en su artículo 10, no estarían gravadas por ningún tributo”.

El artículo 3, en tanto, plantea otra modificación: “Para el ingreso de productos mediante régimen de equipaje no será necesario completar ningún formulario En caso de que la cantidad de la mercadería a importar haga presumir fines comerciales, la Dirección General de Aduanas seguirá los procedimientos contemplados en la normativa vigente”.

Por último, plantea: “Las importaciones para consumo de los envíos postales que carecieran de finalidad comercial efectuada por personas humanas cuyo valor no supere el equivalente de 1500 dólares estadounidense anuales, por persona, no estarán gravadas por ningún tributo”.

“El Poder Ejecutivo podrá ampliar la exención tributaria prevista por el párrafo precedente, así como eximir, total o parcialmente, del pago de los tributos que graven la exportación para consumo de los envíos postales carecieran de finalidad comercial”, completa el texto.

Fuente: Infobae

Lo más leído