WhatsApp de Publicidad
Seguinos

DEPORTES

El conmovedor testimonio del primer jugador profesional que hizo pública su homosexualidad

“Soy futbolista y soy gay”, reconoció el australiano Joshua Cavallo en un emotivo video.

Joshua Cavallo, el futbolista australiano que hizo pública su homosexualidad.

Joshua Cavallo era hasta hoy un promisorio futbolista australiano del Adelaida United, casi ignoto para el resto del planeta. Sin embargo, su valentía y su decisión lo convirtieron este miércoles en un símbolo en la lucha por la igualdad, al derribar una barrera que hasta ahora parecía insalvable: con casi toda su carrera por delante, Cavallo admitió publicamente su homosexualidad a través de una carta y un emotivo video, algo inédito en la historia del fútbol profesional mundial.

“Hola a todos, me llamo Josh Cavallo, soy futbolista y soy gay”. Con esas palabras, con muchos nervios, casi entre lágrimas y con una sensación de alivio, el mediocampista zurdo de 21 años comienza su mensaje, que en pocos minutos comenzó a circular en las redes sociales y despertó las adhesiones de estrellas mundiales como Antoine Griezmann, Gerard Piqué o clubes como Juventus, Barcelona o Liverpool. Es que hasta ahora ningún futbolista profesional de élite había reconocido su homosexualidad en actividad, más allá de algunos casos puntuales en Ligas menores.

“Estoy orgulloso de anunciar públicamente que soy gay. Fue un viaje llegar a este punto en mi vida, pero no puedo estar más feliz con esta decisión. Estuve luchando con mi sexualidad durante los últimos seis años“, afirmó Cavallo, que aseguró sentirse tremendamente feliz con el anuncio y que espera que a partir de su huella haya más jugadores que se animen a imitarlo en los próximos años.

En su conmovedor testimonio, Cavallo reconoce que tuvo que aprender a reprimir sus sentimientos para adaptarse a las reglas del futbolista profesional. “Crecer siendo gay y jugar al fútbol son dos mundos que no se habían cruzado antes. Viví mi vida asumiendo que esto era un asunto del que nunca se hablaba”, admite el volante nacido en Melbourne en 1999.

Tras dar el gran paso, Cavallo siente que su caso puede servir de ejemplo para que otros futbolistas lo imiten. “Como futbolista gay yo conozco otros jugadores que lo viven en silencio. Yo quiero ayudar a cambiar esto, demostrar que todo el mundo es bienvenido en el fútbol”, remarcó el jugador.

La carta completa de Josh Cavallo

“Hoy estoy listo para hablar acerca de algo personal. Finalmente me siento cómodo para hablar de ello en mi vida. Estoy orgulloso de anunciar públicamente que soy gay. Fue un largo viaje hasta llegar a este punto en mi vida, pero no podría estar más feliz con mi decisión de darlo a conocer. Estuve peleando contra mi sexualidad durante más de seis años y ahora estoy orgulloso de poder descansar al respecto. La gente que me conoce personalmente sabe que soy una persona reservada. Mientras crecía, yo siempre sentía la necesidad de esconderme porque estaba avergonzado. Avergonzado nunca habría sido capaz de hacer lo que amo y ser gay. Esconder lo que realmente soy para perseguir un sueño que siempre quise desde pequeño: jugar al fútbol y ser tratado igual que el resto nunca se sintió como una realidad.

Ser un futbolista gay encerrado. Tuve que aprender a digerir mis sentimientos para encajar en el molde de un futbolista profesional. Crecer siendo gay y jugar al fútbol son dos mundos que no se habían cruzado antes. Yo viví mi vida asumiendo que esto era un tópico del que nunca se había hablado. En fútbol tu sólo tienes una pequeña ventana para alcanzar la grandeza y, quizás, anunciar tu homosexualidad pueda tener un impacto negativo en tu carrera. Como futbolista gay, conozco otros jugadores que lo viven en silencio. Yo quiero ayudar a cambiar esto, demostrar que todo el mundo es bienvenido en el mundo del fútbol y merece el derecho de ser auténtico en sí mismo.

Es asombroso comprobar que no hay actualmente futbolistas gays que jueguen profesionalmente y ‘salgan del closet’ mientras están jugando, no sólo en Australia, en todo el mundo. Afortunadamente espero que esto cambie en un futuro cercano. Espero que compartiendo lo que soy, pueda mostrar a otra gente que se identifica como LGTBQ+ que son bienvenidos en la comunidad del fútbol. Quiero ayudar a otros jugadores en mi situación a que sientan que no están solos. Aquellos que realmente me conocían me trataron siempre con cariño y me apoyaron en este camino. Estoy increíblemente agradecido por este apoyo. Gracias a mi familia y amigos. Gracias especialmente a Tommy y David por hacer esto posible y ayudarme a decir públicamente que soy gay. Gracias a la familia del Adelaide United por tratarme con el mayor respeto y aceptación. Estoy increíblemente agradecido. Feliz orgullo y vamos United”.

Los antecedentes en el fútbol masculino

La homosexualidad en el fútbol masculino siempre fue un tema tabú. El año pasado, Thomas Beattie reconoció públicamente que era gay, pero una vez que se había retirado y había reconvertido su vida de modelo y empresario. En aquel momento, el ex jugador del Hull City admitió que nunca pensó en salir del closet mientras desarrollaba su carrera. 

El testimonio de Beattie ocurrió 30 años después del de Justin Fashanu, el primer futbolista abiertamente gay, cuya trágica historia está contada en el documental de Netflix “Forbidden Games” (Juegos Prohibidos). Víctima de una vida que se convirtió en un tormento diario, con la discriminación y el racismo a cada paso, Fashanu se suicidó en 1998, después de ser acusado falsamente de abuso sexual de un menor.

Precisamente a través de la Fundación Fashanu, en julio del año pasado, un jugador importante de la Premier League admitió su homosexualidad, pero sin revelar su nombre. “Hay algo que me distingue de los otros jugadores de la Premier League. Soy homosexual. Sólo los miembros de mi familia y un círculo de amigos cercanos conocen mi sexualidad. No me siento preparado a compartirlo con mi equipo o mi entrenador“, contó el jugador.

En el mundo del fútbol masculino existen muy pocos antecedentes. Además del mencionado caso de Fashanu, sólo el alemán Thomas Hitzlsperger y el norteamericano Robbie Rogers lo reconocieron públicamente. En Uruguay lo hizo Wilson Oliver, ex futbolista de Nacional en la década del 80, mientras que Gabriel Caballero, jugador de Rubio Ñu, lo hizo hace dos años en Paraguay. En Argentina, el único caso conocido es el de Nicolás Fernández, que jugaba en la Liga Cultural de La Pampa y es el único jugador que expresó abiertamente ser homosexual.

Fuente: Página 12

Lo más leído