WhatsApp de Publicidad
Seguinos

hablan los expertos

Covid-somnia, la pandemia del sueño que surgió por el coronavirus

Especialistas médicos ya advierten que hay que considerar este trastorno del sueño dentro de la política de salud mental de cada país.

Para algunas personas, dormir mal durante la noche era un problema frecuente. Pero tras la propagación del coronavirus por el mundo, el aumento de casos de personas contagiadas, y la cantidad de muertes, han hecho que hoy muchas personas sufran también de “Covid-somnia”, el trastorno de sueño en pandemia que los especialistas médicos ya advierten que hay que considerar dentro de la política de salud mental de cada país.

En los Estados Unidos, la Academia Americana de Medicina del Sueño hizo una encuesta el año pasado que reveló que el 20% de las personas decían tener problemas para dormir en el contexto de la pandemia. La encuesta se repitió 10 meses después en marzo pasado: aproximadamente el 60% de las personas dijo que tenía problemas de insomnio relacionados con la pandemia, y casi la mitad informó que la calidad de su sueño había disminuido.

Las dos causas fundamentales son los niveles de estrés y ansiedad. “Notamos muchos cambios. El Covid-somnia es la otra pandemia”, dijo Mirta Averbuch, directora del centro Somnos y ex presidenta de la Asociación Argentina de la Medicina del Sueño. En la Argentina, una encuesta realizada por esa asociación ya había revelado que más de la mitad de la población general como el personal de la salud tenía problemas del sueño durante la primera etapa de la pandemia durante 2020.

“En la encuesta, se encontró que los que sufrían insomnio el año pasado también tenían síntomas de ansiedad y depresión. Las consultas aumentaron y siguen creciendo por el problema este año. Es muy difícil resolver el problema mientras esta situación de la pandemia persista”, dijo el jefe de la sección de medicina del sueño del Cemic en Buenos Aires y miembro de la Asociación, quien ya publicó tres trabajos relacionados con el “Covid-somnia”.

Las mujeres, los más jóvenes y el personal de la salud están entre los grupos más afectados por el “Covid-somnia”. Para el doctor Garay, “será necesario implementar medidas de políticas de salud mental para que la gente pueda recuperarse del impacto de la pandemia en el sueño. Atravesar la pandemia puede generar estrés post-traumático y hay que prepararse como sociedad para reducir su impacto”.

Dormir mal de forma crónica es mucho más que una molestia. Es un trastorno que puede debilitar el sistema inmune, reduce la memoria y la capacidad de atención y aumenta la probabilidad de padecer afecciones crónicas como la depresión, la diabetes de tipo 2 y las enfermedades cardíacas.

Cómo reducir la Covid-somnia

¿Qué se puede hacer hoy para reducir la “Covid-somnia”? Según el doctor Garay, es clave poner en práctica la higiene del sueño. “Fijarse un horario regular para irse a dormir, evitar las maratones de series y películas y otras opciones, y reducir el consumo de alcohol, marihuana y otras sustancias durante el día”, precisó.

Se desaconseja el uso de psicofármacos por automedicación para dormir -alertó el doctor Garay-, y hay que reducir el uso de pantallas con luz azul porque también hacen que las personas no tengan sueño. “En algunas personas, se puede indicar por prescripción médica el uso del medicamento melatonina para regularizar el sueño”, puntualizó.

“Se desconocen aún los alcances reales de esta situación del sueño en pandemia. Pero para abordar bien el problema hoy -señaló el doctor Garay-, se puede también consultar con un profesional de la psicología cognitivo-conductual para trabajar sobre las creencias que nos hacen pensar que todo estará peor y que no se podrá dormir al día siguiente. El tratamiento cognitivo-conductual se puede realizar también de manera virtual”.

Fuente: Infobae

Lo más leído