WhatsApp de Publicidad
Seguinos

Separación escandalosa

Julieta Prandi volvió a denunciar a su ex: esta vez le prohibió entrar a su propia casa

La modelo ya lo había acusado por violencia familiar. Según su abogada, Claudio Contardi volvió a alquilar sin su permiso una propiedad que también está a su nombre.

El conflicto judicial entre Julieta Prandi y su exmarido Claudio Contardi parece no tener fin. La modelo, que ya había denunciado a su ex por violencia familiar, ahora tuvo un nuevo problema por la división de bienes. Cuando se acercó a la casa que tienen ambos en el barrio privado Septiembre, Escobar, no la dejaron pasar. Según explicó su abogada Karina Barrio, la orden de prohibirle el ingreso fue del padre de sus dos hijos.

La letrada habló con Intrusos y aclaró que es una propiedad que también está a nombre de Julieta. Es decir, forma parte de los bienes conyugales. En febrero, se habían enterado de que Contardi la estaba alquilando y no habían sido notificadas formalmente. En ese momento, el inquilino les contó que había pagado en efectivo y que se retiraba en agosto. Esta semana, les llegó la información que la vivienda estaba nuevamente ocupada y se acercaron para chequearlo.

Fue en esa instancia que el personal de seguridad del barrio le prohibió el ingreso a Prandi. "Le dijeron que no podía pasar y que desconocían si estaba viviendo alguien en ese lote", sostuvo la abogada en el ciclo conducido por Jorge Rial.

La modelo no fue sola, sino que estuvo acompañada tanto por Barrio como por una escribana de Escobar. La intención era presentarse personalmente al lugar para labrar un acta y constatar quién estaba viviendo en el lugar. Sin embargo, ante la negativa del personal, se tuvieron que ir.

Prandi confirmó su separación en febrero de este año. Sin embargo, la ruptura se produjo mucho antes, en marzo de 2018. Durante un tiempo, ella convivió con su ex hasta que la situación fue insostenible.

"Todo el 2018 vivimos bajo el mismo techo con un montón de artimañas que él utilizó para retenerme. La primera era el diálogo. La segunda fue la amenaza: 'Me voy a matar si terminamos'. La tercera fue: 'Esto fue una estafa de tu parte, un acto premeditado. Vos sabías que te querías separar'. En un momento hasta jugó con su salud diciendo que tenía un problema en el estómago", sostuvo.

Cuando finalmente tomó la decisión de divorciarse, hablaron de la cuestión económica. La modelo le aclaró que se quería quedar con la casa. Ante la negativa de su ex, se tuvo que mudar y alquilar un departamento para vivir con sus hijos.

(Fuente: TN)


Lo más leído